TELÉFONO CONSULTAS
902 348 404
Contacto
Doctores Ripoll y De Prado operando
Ripoll y de Prado
< Volver al listado

Implante de cartílago autólogo

Introducción al cartílago articular

El cartílago articular es un tejido firme y gomoso que cubre los extremos de los huesos. Brinda a las articulaciones una superficie de desplazamiento lisa y actúa como amortiguador entre los huesos. El cartílago se puede romper debido al uso excesivo o a una lesión. Esto puede producir dolor e hinchazón y problemas al usar la articulación. Su tratamiento dependerá de la magnitud y el tipo de lesión resultante del daño del cartílago articular y del criterio del cirujano.

Cuándo se realiza el procedimiento

En ciertas situaciones, se puede aplicar un tratamiento en el cual se implantan sus propias células para reparar el daño del cartílago articular. Este procedimiento se conoce generalmente como parche de cartílago y más específicamente como implante de cartílago autólogo o ICA. Autólogo significa que las células implantadas provienen de su cuerpo y el término condrocito es el nombre para el tipo de células cartilaginosas que reparan el área dañada, conocida como lesión. Con frecuencia, el ICA está indicado para pacientes que sufren una lesión prolongada resultante del daño del grosor total o casi total del cartílago articular. Este procedimiento no se practica cuando el daño del cartílago se debe a una artritis degenerativa (osteoartritis) o cuando el daño es profundo. Con el ICA se puede tratar más de una lesión en la misma rodilla. 

Incisiones y biopsia de cartílago

El ICA se practica en dos procedimientos por separado. En el primero, se realizan pequeñas incisiones (conocidas como portales) alrededor de la articulación. Se inserta un tubo visor en la rodilla. La solución salina fluye a través de un tubo (cánula) y dentro de la rodilla para expandir la articulación y mejorar la visualización. La imagen se envía al monitor de video donde el cirujano puede ver el interior de la articulación. Se introducen instrumentos quirúrgicos en una incisión y se retira un pequeña muestra de cartílago sano, llamada biopsia, de la región del cartílago articular que no soporta peso. Luego de la biopsia, se retiran los instrumentos quirúrgicos y finaliza el primer procedimiento.

Cultivo celular

Las células recolectadas de la biopsia se envían a un laboratorio donde se preparan y siembran en un cultivo durante un período de varias semanas. Este proceso multiplica la cantidad de células a diez millones o más, lo cual será suficiente para agregar al cartílago original durante el proceso de curación y reparación de la lesión. El segundo procedimiento está programado para que ocurra después del cultivo de un número suficiente de células.

Implante celular y reparación

El segundo procedimiento comienza con una incisión grande que deja expuesta una gran parte de la articulación de la rodilla. La rótula (o patela) se corre a un lado para exponer el cartílago articular. El cirujano cuidadosamente extrae cualquier tejido muerto o dañado de la lesión y acomoda el tejido sano circundante. A continuación, se realiza una segunda incisión sobre el hueso del tobillo (tibia) y se toma un colgajo de la membrana gruesa que cubre el hueso (periostio). El colgajo de tejido tiene aproximadamente el tamaño del sitio preparado en el cartílago articular y servirá como un parche. Luego, el cirujano utiliza suturas absorbibles para fijar el parche al área previamente dañada y se injertan las células cultivadas en el bolsillo formado por debajo del parche. 

Fin del procedimiento

Una vez que el tejido está en el lugar, se cierran las incisiones y se concluye el procedimiento. Durante un proceso de curación relativamente lento que incluye fisioterapia, las células cartilaginosas que se injertaron por debajo del parche se adherirán al cartílago original, crecerán y madurarán hasta reparar finalmente el cartílago dañado. Esta animación mostró una de las diversas variaciones del ICA. Otras variantes incluyen parches sintéticos, fijación o impregnación de parches con células o técnicas de un solo paso. El implante de cartílago autólogo también se puede realizar con otros procedimientos que reparan el menisco o realinean la rodilla para aliviar la presión en el parche del nuevo cartílago. Su cirujano determinará el mejor procedimiento para usted de acuerdo con su lesión, el lugar, tamaño y alineamiento mecánico. 




Doctor Ripoll
Doctores Ripoll y de Prado | Servicio de Traumatología y Cirugía Ortopédica | Aviso Legal y Política de Privacidad | Copyright 2014

MADRID
Hospital Ruber Internacional
C/ La Masó, 38
Mirasierra - 28034 Madrid
Tel. (+34) 91 457 78 02
info@ripollydeprado.com
MURCIA
Hospital Quirón Salud

C/ Miguel Hernández, 12
30011 Murcia
Tel. (+34) 968 26 51 56
(+34) 968 26 51 77
FAX. 968 26 55 33
info@ripollydeprado.com
ELCHE
Sport Clinic Elche

Av de Manuel Martínez Valero, 3
03208 Elche, Alicante
Tel. (+34) 96 661 11 56
info@ripollydeprado.com
ALMERÍA
Sport Clinic Almería

C/ Navarro Rodrigo, 21
04001 Almería
Tel. (+34) 950 250 820
info@ripollydeprado.com
ALICANTE
Sport Clinic Alicante

Avda. Eusebio Sempere, 11
03003 Alicante
Tel. (+34) 96 661 11 56
info@ripollydeprado.com
Ripoll y de Prado Sport Clinic MDS 360

Paseo de la Habana, 43
28036 Madrid.
Tel. (+34) 91 457 78 02
info@ripollydeprado.com
Sport Clinic Murcia

C/ Miguel Hernández, 14
30011 Murcia
Tel. (+34) 968 26 51 56
(+34) 968 26 51 77
FAX. 968 26 55 33
info@ripollydeprado.com